Zèbre devuelve la danza al Teatro Kamikaze

Zèbre devuelve la danza al Teatro Pavón Kamikaze

Zèbre es un espectáculo de danza contemporánea acerca de la emoción que implica el hecho de ser diferente. La obra puede presenciarse en El Pavón Teatro Kamikaze los días 13, 14 y 15 diciembre.

Zèbre es un show de danza interpretado y diseñado, en lo que respecta a la coreografía, por Manuela Barrero, que se encarga en esta ocasión también de la interpretación, acompañada por Davicarome.

Manuela Barrero es licenciada en Historia del Arte por la Universidad Complutense de Madrid y actualmente está ultimando sus estudios de doctorado especializándose en Arte contemporáneo. Barrero se dedica a comisariar exposiciones, a redactar artículos para diferentes revistas especializadas. Al mismo tiempo estudia danza clásica en el Real Conservatorio de Madrid, en la Escuela Profesional de Danza. Además, desde 2007 es integrante de la Compañía de Danza Contemporánea Losdeade.

Zèbre es una invitación a pensar sobre la singularidad de cada individuo. Zèbre significa bicho raro en francés y desgina también a las personas caracterizadas por su sensibilidad emotiva. La obra se inspira en grandes genios de la historia universal, como Leonardo da Vinci o Francesco Borromini. En las sociedades actuales, el individuo debe construir su personalidad en oposición al intento de la civilización por homogeneizar a los ciudadanos. Para ello, Barrero se basa en su propia experiencia vital y profesional.

La iluminación de esta representación corresponde a Sergio Torres. La fotografía es cosa de Jacobo Medrano. La producción, por su parte, está firmada por dicAos.

Zèbre puede verse el 13, 14 y 15 diciembre en el Teatro Pavón Kamikaze, situado en la calle de Embajadores, 9. Las estaciones de metro más próximas al teatro son Embajadores, líneas 3 y 5; y La Latina, línea 5. La entrada tiene un precio de 16 euros. La función comienza a las 19 horas.